Piscinas litorales

Por tales dificultades las opciones escogidas para un uso seguro del litoral y de los flujos del agua de mar se ha centrado en la construcción, sin grandes alteraciones del paisaje ambiental de piscinas con sistemas directos de captación de agua del mar y con mecanismos para asegurar las entradas, limpiezas y drenajes de las mismas.

Las piscinas naturales más relevantes – exceptuando las privadas asociadas a los Club náuticos de la zona – son las de El Roquete (Punta del Hidalgo) y piscinas anexas a la Playa de San Juan, en Bajamar.